Do’s and dont’s de aprender inglés

Aprender un idioma siempre es un desafío porque tenés que salir de tu zona de confort: pronunciar palabras nuevas, redescubrir los sonidos, memorizar dichos y expresiones diferentes; en fin, eso hace que sintás que cada vez que hablás, corrés el riesgo de hacer el ridículo ante los demás.

Pero, es precisamente esa sensación la que podés derrotar con la práctica constante. Cada vez que insistís y vencés ese miedo, vas ganando la confianza que necesitás para hablar más fluidamente.

Cuando aprendés inglés (la lengua más internacional), hay mayor cantidad de alternativas disponibles para agilizar ese proceso y cumplir con la meta en menor tiempo.

He aquí algunas cosas que podés hacer (do’s) y otras que debés evitar (dont’s) en tu proceso de aprendizaje del idioma inglés:

Dont’s:

  • Postergar revisar el diccionario: cuando veás una palabra que no entendás, no postergués su búsqueda en el diccionario, después podés olvidarla y perdés la oportunidad de aprender algo nuevo. Hoy en día es mucho más fácil adquirir esta práctica, porque podés instalar un traductor o diccionario digital en tu Smartphone.

 

  • Evitar los ejercicios prácticos: si no le dedicás al menos una hora diaria a la práctica escrita y/u oral del idioma, difícilmente irás ganando terreno más rápido.

 

  • Negarse a hablar en público: por momentos aprender inglés puede sentirse como un ejercicio de vulnerabilidad para las personas tímidas. No tengás miedo de hablar en público, recordá que estás estudiando, es normal que te equivoqués, solo así podrás ir aprendiendo.

 

Do’s:

  • Escuchar más canciones en inglés: más de la mitad de los éxitos posicionados en el Top Billboard están en inglés. Cuando escuchés las canciones de moda, aprovechá la oportunidad y revisá las letras. Descubrí qué se esconde tras el éxito de la temporada.

 

  • Hablar con más turistas: Salí a los puntos turísticos y tratá de hablar con extranjeros que hablen inglés. De seguro apreciarán tu valentía al hablar y tu conocimiento de Costa Rica, y vos podrás practicar inglés con calma, sabiendo que si pasás pena, al menos no los conocés desde hace mucho y tampoco te harán bullying (como suelen hacerlo los amigos).

 

  • Usar los subtítulos en inglés: una gran forma de saber cómo se escriben algunas palabras es repetir tus películas favoritas con subtítulos en inglés.

 

  • Encontrar quién te enseñe: aprender inglés es un proceso estructurado; primero necesitás saber algunas cosas básicas, para luego avanzar a las más complejas. La revisión constante (en especial de la pronunciación y las reglas gramaticales) será fundamental.

 

Si lo que buscás es aprender inglés, visitá el Centro Cultural Costarricense Norteamericano. Aquí encontrarás quién te guíe en el proceso para que podás pronunciar perfectamente y así logrés comunicarte con destreza en ambientes educativos, profesionales y sociales. ¡Disfrutá de nuestra alianza con National Geographic Learning y elevá tu aprendizaje a otro nivel! ¡Explorá el mundo con nosotros! Entra aquí