¿Gatos o perros? Tener mascotas te mejora la vida así

Todos hemos escuchado a alguien decir que tener una mascota “es bueno para vos”, pero ¿sabes con detalle el por qué?

Datos estadísticos cifran en 65% la cantidad de personas que viven al menos con una mascota en el hogar y científicos de diversas nacionalidades han comprobado la correlación directa de tener animales domésticos con mejoras en la salud, el estado de ánimo y la expectativa de vida. También psicólogos recomiendan adoptar un animal para mejorar las habilidades personales y de sociabilización.

Acá no hay diferencias particulares entre perros y gatos (aunque los partidarios de los caninos cuentan con más estudios específicos a su favor) ambos aportan beneficios palpables para vos y los tuyos. Entre estos están:

  1. Obligan a dejar el sedentarismo: Tener un animal de compañía (sobre todo si se trata de un perro) supone una razón para hacer ejercicio; correr, salir al parque y jugar obliga a realizar un ejercicio más intenso lo cual incide positivamente en la salud del dueño y su entorno familiar.
  2. Fortalecen el sistema inmunológico: las mascotas pueden reducir el riesgo de sufrir una enfermedad cardíaca y científicos han demostrado que tenerlos desde temprana edad ayuda a fortalecer el sistema inmunológico, con lo cual se disminuye la posibilidad de sufrir alergias y/o enfermedades respiratorias.
  3. Enseñan responsabilidad: limpiar sus desechos, darles de comer, bañarlos, llevarlos al veterinario y crearles una rutina diaria nos obliga a ser más comprometidos y organizados.
  4. Permiten expresar emociones adecuadamente: Tener una mascota es contar con una fuente de cariño que no se acaba, alguien que necesita ser acariciado y regañado, por lo cual nos enseña a expresar adecuadamente sentimientos como el amor y el enojo.
  5. Alejan la soledad: cuando hay una mascota en casa las personas se sienten más protegidas, lo cual les da confianza y seguridad en sí mismos. Además se ha demostrado científicamente que acariciar a los animales caseros estimula la liberación de oxitocina, dopamina y serotonina, hormonas relacionadas con el amor, la alegría, el buen humor y la felicidad. Incluso las personas que sufren depresión muestran mejoría al contar con un perro o gato en casa.
  6. Disminuyen el estrés: hablar, jugar y acariciar a los animales, sirve para disminuir los niveles de cortisol, también conocida como la hormona del estrés.
  7. Facilitan la socialización: las mascotas son perfectas para romper el hielo cuando nos encontramos con extraños y salvarnos de esos silencios incómodos. De hecho, en torno a ellos hay una cultura (amantes de ciertos tipos de perros, concursos, etc) con lo cual se pueden conocer más personas y ampliar el círculo social.

En sumatoria, las personas con mascotas tienen vidas más felices y saludables, con lo cual alargan su expectativa de vida. También se ha demostrado científicamente que tener un perro en casa sirve para predecir la llegada de un sismo, estimar los cambios en la química sanguínea (lo recomiendan para personas con diabetes y anemia) e incluso presienten la llegada del cáncer.

¿Qué esperás para buscarte un amigo peludo? En el Centro Cultural Costarricense Norteamericano creemos firmemente que la vida es para celebrarla y que debemos buscar la felicidad de todas las formas posibles. Por eso contamos con una alianza exclusiva con National Geographic Learning para que aprendas inglés, con nuestros programas especiales para adultos, adolescentes y niños y salgás a conocer el mundo, ¡contactanos al 8000INGLÉS!



¡Explorá el BLOG!